Remontando el Lozoya

La noche del 1 de Octubre, me uní al taller que organizaban Gonzalo y Juan Pablo (Objetivo Iluminar). Fue una experiencia genial con buenos compañeros.

Cargados hasta los dientes con todo el material necesario, mas bocadillos y ropa de abrigo, fuimos yendo a las localizaciones que tenían preparadas para nosotros, todas ellas lugares estupendos y perfectos para las fotografías pensadas.

Las primeras fueron en el embalse de Pinilla en Lozoya, donde probamos los famosos filtros de Lucroit, largas exposiciones, alguna vía Láctea y un poco de lana de acero.

Las siguientes (las mas espectaculares) fueron en la presilla de Rascafría después de una buena caminata entre risas y charla.

y para cerrar la noche fuimos al embarcadero a buscar fantasmas 😉

 

Recomiendo este tipo de talleres por que la verdad que se aprende bastante sobre la fotografía nocturna.

Votar en los Premios Bitacoras.com 

 

Anuncios